Las 4 casas con más actividad paranormal en México

Si hay un país que se pinte solo para crear leyendas, ese es México. Tenemos de todo: La Llorona, la Mulata de Córdoba, Don Juan Manuel o el Charro Negro.

En cuestión de “embrujos” tampoco somos la excepción. Si buscas un hogar, como casas o departamentos en venta, ten cuidado, pueden estar embrujados. A continuación te presentamos algunas historias de terror que cuentan de estos hogares mexicanos…

La casa de las brujas

Ubicada en la Plaza Río de Janeiro de la colonia Roma, este edificio cuenta con la peculiaridad de que la forma de su techo es similar a un sombrero de bruja.

La leyenda cuenta que en los cuartos de servicio vivía Bárbara Guerrero, mejor conocida como “Doña Pachita”, quien se dedicaba a ser curandera de varios políticos y personajes de la farándula mexicana.

La historia es de miedo porque dicen que realizaba curaciones con hierbas y, en algunas ocasiones hacía cirugías sin anestesia, lo cual provocaba que se escucharan gritos de dolor que aún se oyen si pasas cerca.

Cañitas

La casa de Cañitas se ubica en la calle del mismo nombre en la colonia Popotla, un barrio popular al norponiente de la Ciudad de México. Dice la leyenda que en alguna ocasión, sus dueños decidieron jugar con la Ouija para para contactar al espíritu de un familiar muy cercano que ya había fallecido.

A partir de ello comenzaron a vivir fenómenos paranormales e incluso uno de los familiares sufrió una especie de posesión demoníaca parecida a la de la película El Exorcista. Otras versiones cuentan que todo lo anterior es falso y que el dueño de la casa inventó todo para ganar dinero. Tú, ¿qué crees?

La casa de los tubos

Esta propiedad se encuentra en Monterrey, Nuevo León. Cuentan los que saben que durante los años 60 del siglo XX, un padre y su hija con discapacidad llegaron a vivir a la casa y decidieron hacer adaptaciones con rampas para que la pequeña pudiera tener una movilidad más cómoda.

Se contrataron a albañiles para reconstruir la casa, pero poco a poco varios de ellos fueron muriendo, lo que provocaba que nadie quisiera continuar con la obras.

Finalmente, llegó el momento de mostrarle a la pequeña las adaptaciones, pero mientras esto pasaba el padre se distrajo unos instantes, luego escuchó un fuerte golpe. Lo último que vio fue el cuerpo de su hija muerta a causa de una inexplicable caída.

Edificio Chihuahua

En la Unidad Habitacional Tlatelolco dos grandes tragedias han sucedido durante su existencia: la matanza de personas debido a los movimientos estudiantiles de 1968 y el derrumbamiento de varios edificios a causa de los terremotos de 1985.

El Edificio Chihuahua, ubicado a un costado de la Plaza de las Tres Culturas, fue testigo de la masacre estudiantil de los años 60, donde hasta la fecha no hay un número exacto de víctimas debido a la censura periodística de la época.

Vecinos comentan que en ocasiones, durante las noches, se escuchan gritos de gente sufriendo. Incluso hay algunos que aseguran que cuando llueve, en las escaleras escurre un líquido rojo como si se tratara de la sangre derramada durante la matanza estudiantil.

Después de saber esto ¿te aventarías a comprar una casa o departamento sin antes investigar?